Mindset para triunfar en el 2021

Por Maru Panganiba

Si tan solo hace un año te hubieran dicho que una pandemia iba a acabar con miles de negocios; que pondría en riesgo a la economía global y cambiaría radicalmente el mundo de las ventas, ¿Lo hubieras creído?

Sin embargo, desde marzo del 2020; son cientos de miles los negocios a nivel mundial los que han tenido que enfrentar esta desestabilizante crisis social y económica.

Pero…

¿Sabes qué hizo que algunas empresas salvaran su negocio del naufragio y otras no?

¿Cómo lograron sacarlo a flote?

Y, principalmente, ¿Cómo pudieron seguir navegando con firmeza en aguas tan turbias?

Empoderamia decidió invitar a la experta en ventas y fundadora del método Speed Selling; María Eugenia Panganiba para revelarnos las estrategias que los empresarios utilizaron para adaptar su negocio frente a la adversidad; y lograr darle un giro radical a su marca y su manera de vender.

Empoderamia: Maru. Si tuvieras que mencionarnos LA CARACTERÍSTICA que logró salvar a muchos empresarios de la tan difícil situación mundial que estamos viviendo, ¿Cuál sería?

Maru: Creo que las personas que lograron reaccionar rápidamente fueron aquellas que decidieron adoptar una mentalidad distinta frente a la nueva situación que estaban enfrentando, es decir, que tuvieron una mentalidad de crecimiento. La especialista en psicología social y catedrática de la universidad de Stanford, Carol Dwek, nos explica en su exitoso libro Mindset: la nueva psicología del éxito, como las personas que tienen una mentalidad de crecimiento (growth mindset) tienen muchísimas más posibilidades de vencer la adversidad, salir adelante y triunfar que aquellas que tienen una mentalidad fija (fixed mindset).

Empoderamia: ¿Podrías explicarnos porque ciertos empresarios lograron cambiar rápidamente su mentalidad y otros no Maru?

Maru: El primer gran punto, y es una de las grandes diferencias; entre las personas que tienen una mentalidad fija y las que tienen una de crecimiento; es el falso mito acerca de que no todos “nacemos” con los dones, habilidades o recursos para vencer la adversidad.

La especialista en el tema nos resume perfectamente esto en una simple frase:

“Si crees que creces y estás abierto a crecer, es más probable que crezcas. Si estás cerrado al cambio, es más probable que, en efecto, nunca cambies”. Carol Dwek

Una de las primeras cosas que debemos aprender a cambiar es la falsa creencia de que no todos podemos cambiar. Todos, absolutamente todos, podemos, si así lo queremos, cambiar una situación.

El fatalismo, el miedo a los retos y nuevos desafíos, el temor al fracaso o a las críticas, el miedo a la incertidumbre o a salir de su zona de confort son otros de los factores o creencias que, de manera consciente o inconsciente, impidieron a muchos empresarios actuar con velocidad.

Empoderamia: Pero Maru, ¿No crees que, en este caso, fue más la situación que vivimos desde marzo del 2020 lo que en verdad impidió a los empresarios salir adelante? Muchos de ellos, por más que hubieran querido hacer algo, no pudieron por mil y un razones completamente fuera de su control. Por ejemplo, muchísimos fueron obligados a cerrar sus puertas. Otros, no contaban con los productos de primera mano necesarios para abastecer su línea de producción. Los medios de distribución eran limitados, escasos e insuficientes, entre otras tantas decenas de razones externas más que no tenían nada que ver con su mentalidad.

Maru: Eso es en verdad una muy excelente observación.  Es interesante recordar que todos, tanto los empresarios con mentalidad de crecimiento como los de mentalidad fija, estuvieron expuestos a esa misma situación. Sin embargo, la gran diferencia es que los empresarios con mentalidad de crecimiento se permitieron hacer algo que los otros no hicieron y eso fue buscar una solución más allá de esa situación limitante.

Es exactamente como el acertijo que te pide unir los 9 puntos con 3 líneas sin despegar el lápiz.

¿Has tratado de resolverlo?

Todos estamos ahí haciendo líneas y líneas. Las mismas líneas, aun viendo que no funciona.

Esos nueve puntos representan las dificultades que me mencionaste. Queremos vender, pero no podemos porque está cerrado, porque no tenemos los productos necesarios, etc. Y ahí seguimos, girando alrededor del problema, a pesar de que nos damos cuenta de que es imposible resolverlo. Estamos atorados muy a pesar de nuestras buenas intenciones de hacerlo o la falsa idea de que estamos en modo “mente de crecimiento” ya que estamos tratando de enfrentar el problema.

Recordemos que otra de las características de un individuo con mentalidad de crecimiento es la de salir de su zona de confort e intentar cosas nuevas. Es decir, buscar la innovación.

Así que la pregunta que se hicieron aquellos negocios que lograron adaptarse más rápido fue:

¿Qué otra cosa puedo hacer para salir adelante con los recursos que tengo?

Volviendo a los famosos puntitos. ¿Cómo puedo trazar estas tres líneas de otra manera?

No voy a poner la solución para no quitarles la oportunidad a aquellos que no conocen este desafío de pensar diferente, que es de donde sale la famosa frase, piensa “fuera de la caja” (out of the box).

Recordemos lo que dijo el gran genio Albert Einstein:

“Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo.” Ésta es la esencia de la innovación.

Empoderamia:   Innovar puede parecer, una vez más, algo que no todos se sienten nacidos para hacer Maru. Muchos de los seres humanos siguen creyendo que se necesita ser un gran genio o haber nacido con una gran creatividad, imaginación o talento para lograr innovar.

Maru: Efectivamente. Es otra observación muy pertinente. El mito de que son solo algunos genios los que nacen con una gran creatividad, sigue persistiendo. Sin embargo, decenas de expertos en diversas áreas, principalmente la psicología, han demostrado que todos los seres humanos son capaces de desarrollar un pensamiento creativo, de aprender y cambiar. Otro de los fundamentos del pensamiento creativo es que todos podemos crecer si:

  • Aprendemos del fracaso, de las críticas y del éxito de los demás
  • Nos capacitamos continuamente
  • Abrimos nuestro pensamiento a nuevas ideas y procesos
  • Tomamos riesgos
  • Salimos de nuestra zona de confort en busca de nuevos retos

Las empresas y negocios que lograron vencer la terrible adversidad a la que han tenido que enfrentarse desde marzo del 2020 utilizaron varias o todas estas habilidades de crecimiento. Pensemos en las fábricas de ropa que se pusieron a confeccionar cubre bocas o en las compañías de perfume que produjeron gel antibacterial, entre muchos otros ejemplos más.

Empoderamia:  Pero Maru. ¿Qué me dices de todos aquellos que a pesar de aplicar todas esas estrategias no pudieron salir a flote por causas completamente fuera de su control?

Maru: Tienes absolutamente toda la razón. Hay dos últimas estrategias que me gustaría darles a nuestros lectores y con las que muy pocos contaban en marzo del 2020: La anticipación y la planeación.

Es verdad que la pandemia nos tomó a todos completamente por sorpresa. Nadie o casi nadie estaba en lo más mínimo preparado para hacerle frente a tan devastadora situación.

No obstante, para este 2021, que está ya casi al alcance de nuestras manos, contamos con la inigualable ventaja de que conocemos la situación y sobre todo que estamos a tiempo para planear nuestras estrategias de intervención.

OJO: Dije bien ESTRATEGIAS y no estrategia. Un gran amigo y profesor de la Universidad de Miami experto en mercadotecnia y finanzas me dijo alguna vez. Maru, si en verdad quieres estar preparada para hacerle frente a cualquier tipo de eventualidad, no puedes contar con tan solo un plan A, B y C, como comúnmente pensamos. Para estar 100% preparada debes tener un plan de la A a la Z.

Efectivamente, si hay algo que esta pandemia mundial nos vino a enseñar a la gran mayoría de empresarios, es que nuestro negocio debe estar preparado para todas y cada una de las posibles eventualidades que puedan surgir.

Si hay un consejo con el que me gustaría terminar, es que debemos pensar en todos los escenarios catastróficos (de la A a la Z) posibles para estar preparados para afrontarlos y no que nos caigan de golpe como fue el caso este año. No se trata de ser fatalista ni pesimista, sino realista, precavido y principalmente VISIONARIO.

De la A a la Z, recuérdalo. Aprende de tus errores y de los demás para estar preparado, esta vez, para cualquier situación. Aprende del éxito de tus competidores y de las empresas que supieron innovar para que no te vuelvas a quedar atrás. Y, sobre todo, ábrete al cambio.

No te quedes atrás una vez más. Recuerda. Cambiar es inevitable. Si el cambio se acercaba a pasos agigantados con la llegada de la nueva era tecnológica y de comercio digital, la crisis del coronavirus nos enseñó que el cambio es, hoy más que nunca, INDISPENSABLE.  

La llegada de la era numérica es otro ejemplo que nos demuestra claramente como las empresas que adoptaron una mentalidad de crecimiento fueron las que lograron adaptarse a un giro tan radical que pronto vivirían.  Estamos de acuerdo que casi nadie estaba preparado para esta nueva era. Otros más, se negaron a creer en ella.  En un abrir y cerrar de ojos, los líderes del mercado como Kodak, Nokia, BlackBerry, MySpace, Yahoo, Xerox, Blockbuster y, más recientemente, Microsoft perdieron miles de millones de dólares o desaparecieron completamente de la faz de los negocios. ¿Por qué? Simple y sencillamente porque no adoptaron una mentalidad de crecimiento.

Si en verdad quieres lograr que tu empresa salga a flote en estos tiempos de gran incertidumbre económica, pero sobre todo si deseas estar preparada para enfrentar los nuevos desafíos del 2021, tienes que dejar completamente atrás tus creencias limitantes y aprender a tener un pensamiento de crecimiento.

La capacitación y la asesoría empresarial serán siempre dos de tus mejores aliados para lograrlo.

Y tú. ¿Estás listo para dejar atrás tus ideas fijas y pasar a una mentalidad de crecimiento que preparará a tu empresa para afrontar cualquier eventualidad? Si necesitas ideas de como hacerlo no dudes en contactarme @marupanganibaventas en fb e Instagram.

Hola, ¿en qué podemos ayudarte?